Las ayudas para autónomos con discapacidad

autonomos con discapacidad fisica

Las ayudas para autónomos con discapacidad

Entre las muchas ayudas para autónomos que existe, hay algunas específicas para aquellos autónomos con discapacidad. Hoy en DNP, gestoría y asesoria en Sevilla, Carmona y Sanlúcar de Barrameda, te contamos cuáles son.

Las principales ayudas para autónomos con discapacidad

Para los autónomos con discapacidad de al menos un 33%, durante los primeros 12 meses de actividad y si se cotiza por la base mínima, se aplica una reducción en la cuota de autónomo a 50 euros mensuales, que dan cobertura a contingencias comunes, incluida la incapacidad temporal. Y también se aplica una ayuda que implica el 80% de reducción de la cuota de autónomo durante este periodo a aquellos trabajadores autónomos discapacitados que elijan una base de cotización superior a la mínima correspondiente.

Algo interesante que debemos tener en cuenta es el incremento en el periodo de vigencia de estas bonificaciones. Por ejemplo, se aplica un 50% de bonificación durante los 48 meses siguientes hasta completar un periodo máximo de 5 años desde la fecha de alta como autónomo, con independencia de la base de cotización escogida.

Los requisitos que se exigen para solicitar las bonificaciones son efectuar alta inicial en el RETA o no haber ejercido actividad por cuenta propia en los últimos 3 años, si se ha solicitado anteriormente. Tampoco puede ser autónomo colaborador.

autonomos con discapacidad

Estas bonificaciones serán aplicables del mismo modo a víctimas del terrorismo o de violencia de género, así como socios trabajadores de Cooperativas de Trabajo Asociado que cumplan los requisitos determinados dentro del Régimen Especial para Trabajadores Autónomos.

Los autónomos discapacitados también pueden acogerse a la ley que permite que los que por dificultades de inserción laboral no han podido completar el periodo de cotización mínimo necesario, puedan cotizar a la Seguridad Social pagando una cuota mensual de 190 euros sin tener que trabajar.

Ahora es más fácil contratar a los hijos con una discapacidad reconocida, independientemente de la edad que estos tengan. Y se computa dentro de este grupo a personas con parálisis cerebral, personas con enfermedad o personas con discapacidad intelectual, con un grado igual o superior al 33%. Y personas con discapacidad física o sensorial con un grado reconocido igual o superior al 33% e inferior al 65% y siempre que cause alta por primera vez en la Seguridad Social.

Además, existe una bonificación del 100% de la cuota de autónomos de 12 meses para el cuidado de un familiar con discapacidad. Esta medida está vinculada a la contratación, por lo que el autónomo tendrá que contratar un sustituto durante el tiempo que esté al cuidado del familiar.

Si tienes dudas sobre las posibles ayudas para autónomos con discapacidad de las que te puedes beneficiar, ponte en contacto con nosotros, estaremos encantados de ayudarte.

No Comments

Post A Comment

  Acepto la política de privacidad